octubre 30, 2006
(Fuente: RPP)

El calentamiento global puede costar al mundo más que la Primera o la Segunda Guerra Mundial o despertar una crisis equivalente a la gran depresión de 1930, según un informe encargado por el gobierno británico que será publicado este lunes.

El primer ministro británico Tony Blair advirtió que el mundo sufrirá consecuencias "catastróficas" si no actúa de manera urgente para combatir el problema.

El informe de 700 páginas encargado por el ministro de Finanzas británico, Gordon Brown, y dirigido por el ex economista jefe del Banco Mundial Nicholas Stern, estima que el costo de no hacer nada será de 7 billones de dólares (5,48 billones de euros).

"Los riesgos son muy grandes y a menos que actuemos para reducirlos, será muy difícil lidiar con ellos", advirtió Stern en una entrevista con la BBC, antes de la publicación del informe.

El economista llamó a la comunidad internacional a asumir su responsabilidad e indicó que los países ricos deben pagar más que los pobres para compensar sus mayores niveles de emisión de dióxido de carbono (CO2).

"Los países pobres sufrirán el impacto antes y de manera más dura (...) Lo correcto es que los países ricos paguen un poco más", afirmó.

Si no se adoptan medidas, la temperatura subirá unos cinco grados centígrados en los próximos 100 años, advirtió.

Comparó su impacto con el efecto del huracán Katrina en Estados Unidos el año pasado pero "intensificado muchas veces", así como con la ola de calor registrada en Europa en 2003.

El número de refugiados víctimas de la sequía o de inundaciones podría llegar a unos 200 millones de personas, añade el estudio.

Blair escribió en el tabloide The Sun que el trabajo de Stern "es el informe más importante sobre el futuro que he recibido desde que soy primer ministro".

Sus conclusiones, afirmó, son inequívocas.

"Nos encaminamos hacia momentos claves catastróficos en nuestro clima, a menos que actuemos", sentenció.

"La pieza final del puzzle es convencer a cada líder político, incluidos aquellos de Estados Unidos, China e India, que esto debe ser la prioridad de nuestra agenda", añadió.

El informe también indica que Brown ha designado al ex vicepresidente estadounidense Al Gore como su "gurú verde".

Gore es autor de un reciente documental sobre los efectos del cambio climático, titulado "Una verdad incómoda" ("An inconvenient truth").

Se espera que el informe desate la polémica en Gran Bretaña sobre si el gobierno de Blair debe implementar más impuestos para proteger el ambiente.

En respuesta a informaciones de prensa de que el gobierno subirá los impuestos a las camionetas 4x4 o a los pasajes de avión baratos, un titular del tabloide The Sun junto a la columna de Blair leía "Yo estoy salvando el mundo, ustedes lo están pagando".

El secretario de Medio Ambiente, David Miliband, anunció el domingo que el gobierno estudia aplicar impuestos para enfrentar el problema, pero no dio más detalles.

El diario The Observer publicó el domingo extractos del informe e indicó que combatir el cambio climático costaría un 1% del PIB mundial.

Stern hizo también un llamado para que un nuevo tratado reemplace al Protocolo de Kyoto el año próximo, y no en 2010 o 2011 como está previsto, porque el problema es urgente.

Su informe es considerado como la primera contribución de peso al debate sobre el cambio climático desde el punto de vista de un economista, y no de un científico.

Ha sido saludado por la ONG de defensa del medio ambiente Greenpeace, quien estimó que el informe despeja toda duda sobre la urgencia de enfrentar el cambio climático.

"Si queremos evitar una catástrofe, debe haber un costo real para emitir dióxido de carbono y eso significa impuestos más altos a volar y a lo que consuma combustible en grandes cantidades. Es nuestra deuda con las futuras generaciones", indicó un portavoz de Greenpeace.
 
posted by prensa2000 at 10:44:00 a. m. | 4 comments